Cómo tratar la pericoronitis

Pericoronitis es un trastorno dental causado por la inflamación e infección de la encía que cubre un diente parcialmente erupcionado, causando dolor e incomodidad que pueden dificultar comer, tragar o abrir o cerrar la boca. Por regla general, afecta a las muelas del juicio, cuando no tienen suficiente espacio para salir o cuando están mal posicionadas en el espacio. En cualquier caso, es recomendable acudir al dentista para solucionar el problema y prevenir nuevas complicaciones que comprometan gravemente la salud bucal. En este artículo de unComo, lo explicaremos en detalle cómo tratar la pericoronitis, además de sus causas y síntomas comunes.

Pasos a seguir:

1

La pericoronitis es, como mencionamos, una inflamación e infección de la encía que recubre un diente causada parcialmente por un sobrecrecimiento bacteriano, que puede ocurrir en todos los dientes, pero ocurre con frecuencia en las muelas del juicio. En muchos casos, estos no tienen suficiente espacio para salir y están parcialmente cubiertos por el tejido de las encías.

Esta patología suele estar provocada por bacterias presentes en la cavidad bucal, que penetran en la encía y el diente en cuestión, favoreciendo un aumento de temperatura, humedad y la entrada de restos de comida y representan un medio ideal para que las bacterias proliferen y provoquen infecciones.

Esta patología también puede ocurrir por un traumatismo en el opérculo, es decir, la encía que recubre parcialmente el diente afectado. Y si el diente está del lado opuesto, chocando continuamente con la encía que lo cubre, podría terminar provocando irritación e inflamación.

Cómo tratar la pericoronitis - Paso 1

2

Los síntomas de la pericoronitis. puede variar mucho de una persona a otra según la etapa de la inflamación. Por lo general, se pueden observar los siguientes síntomas:

  • Encías rojas, hinchadas y dolorosas.
  • El dolor de la articulación temporomandibular, que puede afectarle hasta el nivel del oído, se vuelve más severo cuando mastica los alimentos.
  • Dificultad para abrir la boca o hablar con normalidad.
  • Dificultad para tragar normalmente.
  • Mal aliento o mal sabor de boca, que puede ser causado por la secreción de hedor de las encías afectadas.
  • Inflamación de los ganglios linfáticos del cuello.
  • Malestar generalizado, fiebre y escalofríos.

En los casos más graves y avanzados, la pericoronitis puede provocar la formación de un absceso, que puede extenderse a otras partes de la cavidad oral o la faringe.

Cómo tratar la pericoronitis - Paso 2

3

Si tiene síntomas similares o si cree que puede verse afectado por la pericoronitis, es fundamental que llama a tu dentista lo antes posible, porque será necesario un diagnóstico profesional para lograr el tratamiento adecuado. Esto se debe a que este tratamiento puede variar en función de la gravedad de la inflamación y la infección, así como de los síntomas que aparezcan.

Por lo general, un dentista realizará limpieza y drenaje de la parte afectada con suero de riego para eliminar todos los residuos y restos de comida que puedan haberse acumulado allí. Además, se recomienda tener una higiene bucal impecable en su hogar, cepillarse los dientes con cuidado y delicadeza, y realizar enjuagues bucales con clorhexidina o baños salinos para evitar el sobrecrecimiento bacteriano.

Además, se puede recetar medicación tomando antibióticos, antiinflamatorios y analgésicos, con el fin de curar la infección y aliviar las molestias que provoca la pericoronitis en el paciente.

Cómo tratar la pericoronitis - Paso 3

4

Una vez superada la primera fase del tratamiento, el paciente debe regresar al dentista para determinar si es necesario realizar un procedimiento. cirugía menor lo que le permitirá eliminar el tejido de las encías que cubre el diente afectado, llamado “opérculo”. De esta forma, podrás limpiar esta zona con mucha más facilidad, reducirás el trauma en las encías provocado por el resto de dientes y, además, evitarás nuevas infecciones.

Cómo tratar la pericoronitis - Paso 4

5

además, el muelas del juicio no tienen suficiente espacio para salir correctamente porque están mal posicionados, tienes que extraerlos para evitar problemas dentales más graves y prevenir futuras pericoronitis.

Es fundamental seguir de cerca todas las indicaciones que le dé su dentista para que el procedimiento sea exitoso. De esta forma, te recuperas más rápido tomando los medicamentos recomendados, descansando, realizando ciertos cambios en tu dieta siguiendo una dieta blanda en los días siguientes y prestando especial atención a tu higiene bucal. Lo guiaremos a través de todos los detalles que necesita para saber cómo recuperarse de la extracción de la muela del juicio.

Este artículo es solo para fines informativos, anyHOW no tiene la capacidad para prescribir tratamiento médico o realizar diagnósticos. Te invitamos a que vayas al médico si tienes genes o algún malestar.

Si quieres leer más artículos similares a Cómo tratar la pericoronitis, le recomendamos que consulte la categoría Salud de la familia.